martes, 15 de agosto de 2017

Una decada CYDT en MUNE 2007-2017




Durante una década la Colección de Arte Cantú Y de Teresa se ha dado a la tarea incansable de fijar un compromiso con el Arte Universal del Siglo XX recuperando los puentes que unen las tres mas grandes Escuelas del XX , la Escuela de Paris, La Escuela Mexicana y la Escuela de NY , dentro de esta diversidad compuesta por grandes personajes tenemos la fortuna de colocar como nunca antes el trabajo que Federico Cantú realizara durante toda una vida haciendo valer su legado y vinculándolo con nuevas investigaciones que por mucho enriquecen nuestro entrono artístico y que se suman a la memoria histórica que dio paso al siglo XXI.

El compromiso social con el arte es una realidad necesaria y una manera de vivir la vida porque no hay instituciones que se ocupen al 100% de su patrimonio artístico y mas aun cuando este patrimonio es cuantioso y diverso , por ello, el trabajo de filantropía de una colección permite incrementar y coadyuvar el trabajo de los Museos, manteniendo con ello viva la esencia de un País por dentro y por fuera, pues sin estas gestiones seria casi imposible que el Estado pudiera incrementar los acerbos de Museos y la especialización de colecciones y temas. Todo esto forma parte de lo que entendemos como mecenazgo mismo que se comprende por un compromiso por y para el arte, de ahí que el estado hace una parte y la Colección la otra parte, una suma por un bien en común “El Arte”

Por ello y con un orgullo incorporamos nuestra colección en un sinnúmero de exposiciones y proyectos curatoriales durante los últimos diez años que por supuesto pretendemos incrementar en los años venideros.

Con la pasión por la creación que ostentamos hoy en dia, lo seguiremos haciendo año con año creciendo siempre junto con el mismo compromiso que fijamos hace una década: “compartir y vivir un legado”.


Adolfo Cantú
Colección de Arte Cantú Y de Teresa 

viernes, 11 de agosto de 2017




En 1953 y con la unión en Matrimonio
De Papá y Mamá, daba inicio una nueva colección de arte
Echauri, Mesa , Feliciano Peña , Nishizawa, El Pollero Ávila
Federico Cantú, Emilio Rosenblueth, Luz Fabila
Guerrero Galván, Alvarado Lang, Maestro Ruiz, Hiroshige,
 Ginés Parra, Canessi, Ortiz Monasterio, Manuel de la Garza, Jean Charlot, José Guadalupe Posada ……

Con esta dinámica y con una seria intención de crear y vivir un acerbo
ya en 1969 viviendo la casa estudio se estructuraba una colección mas solida
la cual ya figuraba en presencia en diferentes Museos

En 1984 con la muerte de la abuela Luz se integra el acerbo Fabila creando un gran puente de importancia para la Escuela Mexicana.
En 1986 se integra a la colección algunas de las obras mostradas en la ultima retrospectiva de Federico Cantú en el palacio de las Bellas Artes , para este momento
El acerbo suma unos cuantos miles de obras del pincel de F Cantú Fabila

Ya entrados en la sucesión testamentaria y gracias a las negociaciones a cargo del albacea se logra la adjudicación de mas de 16000 obras de Federico Heraclio
Esta genera un fuerte incremento en la presencia de dicha Colección en diferentes muestras misma que pronto se va a vincular con la serie de exposiciones organizadas por la Coleccion de Arte Cantú Y de Teresa

A la muerte de Cantú Fabila su esposa Elsa se da a la tarea de formar el Fideicomiso
Casa Estudio Federico & Elsa , todo con la idea de preservar y difundir el legado que durante mas de 50 años forjaron en matrimonio

Adolfo Cantú

CYDT

lunes, 31 de julio de 2017




Por siempre estaré en deuda con mi abuelo, aquel que me enseño las virtudes de una buena charla, una apasionada lectura, la historia, la literatura, la buena música, el arte sacro y profano. La Mitología Griega y la Mesoamericana

Así es que, espero que esta muestra y el programa de TV , refleje una semblanza de lo que vamos creando a través de cuatro generaciones de artistas en la Familia Cantú

Adolfo Cantú
Verano del 2017




jueves, 27 de julio de 2017







Grabación del programa Cantú X Cantú
Para la televisión Educativa SEP

Verano del 2017-07-27

Colección de Arte Cantú Y de Teresa


Adolfo Cantú Elizarrarás, artista, pintor, escultor, músico, publicista, coleccionista de arte y conferencista. Nació el 8 septiembre de 1958 en la Ciudad de Monterrey, Nuevo León hijo de Federico Cantú Fabila y de Elsa Elizarrarás Beltrán. Es nieto y albacea de Federico Cantú Garza. 

La convivencia con sus dos abuelos pintores Luz Fabila 1905-1984 y Federico Cantú 1907-1989 lo inclinaron dentro del camino de las Bellas Artes. A través de la línea materna desciende de la línea dinástica de Don Miguel Hidalgo y Costilla, estirpe de libres pensadores que le han heredado el espíritu libre.

Adolfo es un gran comunicador y experto en crear una nueva visión de la publicidad de México para el mundo. Ha fundado numerosas empresas, de producción para comerciales, castings, locaciones, escenografías, dirección de arte y producción para la publicidad. En cine ha trabajado con Pedro Torres.
Con su esposa María Elena de Teresa Pla ha creado la Colección de Arte Cantú y de Teresa que cuenta con Arte de la Escuela Mexicana de Pintura: Diego Rivera, Federico Cantú, Luz Fabila, Ortiz Monasterio, Gloria Calero, Guerrero Galván entre otros; Gráfica de Posada, del Taller de la Gráfica Popular. Su acervo cuenta con  piezas, de diferentes épocas, entre las que destacan Escuela Mexicana Virreinal, Grafica Italiana del siglo XVII, de la Escuela de París
 Entre los objetivos de la Fundación encontramos el fomento del conocimiento de las Escuelas de París, Nueva York y Mexicana de pintura. Entre sus contribuciones recientes está el rescate de la Carpeta Dorian, desaparecida por más de 80 años, una invaluable colección de dibujos y bocetos de su abuelo Federico Cantú que se mantuvo oculta, posiblemente en París. 

Adolfo Cantú, es el hilo conductor de esta exposición, es el albacea de su abuelo Federico Cantú Garza y a él se debe la difusión de la obra actualmente es el Vicepresidente de la Asociación de Maestros y Amigos del Salón de la Plástica Mexicana A.C.














Para la televisión Educativa SEP

Verano del 2017-07-27


Colección de Arte Cantú Y de Teresa

domingo, 9 de julio de 2017

Federico Cantú 1907-1989
Proyecto Mural Patrimoine IMSS Centro Medico Siglo XXI
Estarcido 1962
CYDT
Las enseñanzas de Quetzalcóatl quedaron recogidas en ciertos documentos llamados Huehuetlahtolli (‘antiguas palabras’), transmitidos por tradición oral y puestos por escrito por los primeros cronistas españoles. Se han publicado traducciones parciales de los mismos.
Debido a que consideraban que todo el Universo tiene una naturaleza dual o polar, los toltecas creían que el Ser Supremo tiene una doble condición. Por un lado crea el mundo y por el otro lo destruye. La función destructora de Quetzalcóatl recibió el nombre de Tezcatlipoca, “espejo negro que humea”, cuya etimología es la siguiente: Tezcatl, “espejo”, tliltic, “negro”, Poca, “humo”. Los informantes del padre Motolinía describieron a esta deidad del siguiente modo: «Tezcatlipoca era el que sabía todos los pensamientos y estaba en todo lugar y conocía los corazones; por eso le llamaban Moyocoya (ni), que quiere decir que es Todopoderoso o que hace todas las cosas; y no le sabían pintar sino como aire.» (Garibay, Á. M.: Teogonía e Historia de los Mexicanos)
Con un fin didáctico, el mito acentuaba la contradicción entre Quetzalcóatl y Tezcatlipoca. Sin embargo, su identidad esencial queda establecida en los códices y otros testimonios gráficos, donde ambas deidades comparten los mismos atributos.


Los huehuetlatolli o huehuetlahtolli (significa en náhuatlLos dichos de los antiguos) consistían en extensos libros, que en forma de relato, describían las normas de conducta, la visión moral, las celebraciones y las creencias del pueblo de los Nahuas  El objetivo era el de introducir a los jóvenes a la religión y a las costumbres del pueblo Nahuas. Fueron recopilados después de la conquista por fray Andrés de Olmos (una parte de ellos fue incluido en su Arte ) y Bernardino de Sahagún (Libro VI)  Parte de los manuscritos de Sahagún, en la actualidad, se conservan en la Biblioteca Nacional de México.



In the era following the 16th-century Spanish conquest of the Aztec Empire, a number of sources were written that conflate Quetzalcoatl with Ce Acatl Topiltzin, a ruler of the mythico-historic city of Tollan. It is a matter of much debate among historians to which degree, or whether at all, these narratives about this legendary Toltec ruler describe historical events.[7] Furthermore, early Spanish sources written by clerics tend to identify the god-ruler Quetzalcoatl of these narratives with either Hernán Cortés or Thomas the Apostle—an identification which is also a source of diversity of opinions about the nature of Quetzalcoatl. 
Among the Aztecs, whose beliefs are the best-documented in the historical sources, Quetzalcoatl was related to gods of the wind, of the planet Venus, of the dawn, of merchants and of arts, crafts and knowledge. He was also the patron god of the Aztec priesthood, of learning and knowledge. Quetzalcoatl was one of several important gods in the Aztec pantheon, along with the gods Tlaloc, Tezcatlipoca and Huitzilopochtli. Two other gods represented by the planet Venus are Quetzalcoatl's ally Tlaloc who is the god of rain, and Quetzalcoatl's twin and psychopomp, who is named Xolotl.





lunes, 3 de julio de 2017

Museo CYDT




El Libro de Tobit (en 
griegoΤωβίθ o ΤωβίτTōbíth o Tōbít; en hebreoטובי‎, Tobí ‘bondadoso mío’), también llamado Libro de Tobías (en latínTobias; en hebreoטוביה‎, Tobyah, ‘Yahveh es bondadoso’),es un libro judío incluido en la Biblia Griega de los LXX, llamada Septuaginta. Comúnmente aceptado como parte del canon de los escritos bíblicos por las comunidades judías de la Diáspora, por todas las Iglesias cristianas ortodoxas, y también por la Iglesia católica. Ha sido rechazado como parte del canon por los judíos rabínicos jerosolimitanos y los protestantes.


No sabemos nada acerca del autor de Tobit; apenas que se trataba de un judío versado en la historia y en la ciencia de 
Dios y que posiblemente haya vivido en tiempos de la Diáspora. La fecha y el lugar de composición son dudosos: algunos afirman que fue escrito en Egipto entre los siglos IV y III a. mientras que algunos autores se inclinan por el siglo II a. C. o aun comienzos del siglo I a. C. ("entre el 200 y el 50 a. C. ), en Palestina. Su idioma original, como el de todos los libros de este período, parece ser, según el análisis de la mayoría de los expertos, el arameo. Posteriormente habría sido traducido al hebreo y al griego, aunque es posible un original hebreo.

sábado, 1 de julio de 2017





Federico Cantú

Y que decir de su escultura de caballete y monumental donde esta presente la Escuela de Paris y todo lo aprendido durante una década en la Ciudad Luz, porque va desde la gran influencia trasmitida por los grandes de Montparnasse :  Mateo Hernández, Picasso , y Decreeft para convertirse en el exponente del renacimiento nacionalista con las Enseñanzas de Quetzalcóatl